22 C
Caracas
sábado, 15 mayo, 2021

Marcar la cola

Refiérase al acto de establecer una marca que, en realidad, solo existe en el ámbito de lo imaginario. Consiste en presentarse en una cola de aspirantes a comprar un producto regulado, esperar a que se coloque alguien detrás de nosotros y pedirle que nos guarde el puesto “que ya venimos en cinco minutos” (en realidad nos vamos a marcar otra cola diferente). En casos desesperados o de mala cara, también se le pide al que está adelante. La práctica suele derivar en episodios que van desde la solidaridad hasta el noviazgo fugaz, pasando por la indignación o la mera sorpresa.

4.5 / 5. 2

Créditos Crisionario

Ilustración Ana Black
Textos Joaquín Ortega
Coordinador Williams Brito

Diseño
Elsy Torres
Antonio Ramón Hernández
Christopher Colmenárez
Marian Piñango

Audiviosual
Alma Ariza
Alexis Navarro
Yaikel Dorta

Redes sociales
Wanda López
Nahir García
Andrea Garófalo

Coordinación de diseño web
Christopher Fernandez – Wits SEO

Mercadeo de contenidos
Nelsis Bustamante

Colaboradores
Juan Vicente Bruzual
Isabela Iturriza
Catherine Medina
Jesús Barreto
José Paredes
Ricardo González
Alejandro Faría
Carolina Alvarado
Marisol Valiño
Christine Dávila
Génesis Salazar

El Pitazo

César Batiz director
Gustavo Alemán subdirector
Javier Melero subdirector
Gisela Rodríguez jefa de Redacción
Irene Sarabia M. jefa de Información
Yelitza Linares jefa de estrategia y negocios
Yannina Carrillo jefa de análisis y gestión de audiencia

Refiérase al acto de establecer una marca que, en realidad, solo existe en el ámbito de lo imaginario. Consiste en presentarse en una cola de aspirantes a comprar un producto regulado, esperar a que se coloque alguien detrás de nosotros y pedirle que nos guarde el puesto “que ya venimos en cinco minutos” (en realidad nos vamos a marcar otra cola diferente). En casos desesperados o de mala cara, también se le pide al que está adelante. La práctica suele derivar en episodios que van desde la solidaridad hasta el noviazgo fugaz, pasando por la indignación o la mera sorpresa.

4.5 / 5. 2

Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado