26 C
Caracas
sábado, 15 mayo, 2021

Encierro

Refiérese a la sana auto reclusión hogareña a la cual se vio impelida la mitad del planeta tierra, luego de los eventos de Wuhan. Todo encierro para ser exitoso se mide por sus resultados. Entre los más destacados se encuentran: engordar 9 kilos mínimo; perder el orden de los días de la semana, horas y hasta años; pelear con la esposa, esposo, hijos, sobrinos y electrodomésticos; desarrollo de capacidades telepáticas con plantas, mascotas, vecinas voluptuosas y buzos de pecera; inicio y conclusión de lectura de libros cuyas tramas se mezclan en la memoria y el fastidio; maratones de series, películas y telenovelas que están en el mismo sitio confuso donde están los cables enredados en el maletero. El encierro, si no lo fortaleció, por lo menos lo sacó tan distinto a usted, que ahora alguien tiene que presentárselo.

4.8 / 5. 4

Créditos Crisionario

Ilustración Ana Black
Textos Joaquín Ortega
Coordinador Williams Brito

Diseño
Elsy Torres
Antonio Ramón Hernández
Christopher Colmenárez
Marian Piñango

Audiviosual
Alma Ariza
Alexis Navarro
Yaikel Dorta

Redes sociales
Wanda López
Nahir García
Andrea Garófalo

Coordinación de diseño web
Christopher Fernandez – Wits SEO

Mercadeo de contenidos
Nelsis Bustamante

Colaboradores
Juan Vicente Bruzual
Isabela Iturriza
Catherine Medina
Jesús Barreto
José Paredes
Ricardo González
Alejandro Faría
Carolina Alvarado
Marisol Valiño
Christine Dávila
Génesis Salazar

El Pitazo

César Batiz director
Gustavo Alemán subdirector
Javier Melero subdirector
Gisela Rodríguez jefa de Redacción
Irene Sarabia M. jefa de Información
Yelitza Linares jefa de estrategia y negocios
Yannina Carrillo jefa de análisis y gestión de audiencia

Refiérese a la sana auto reclusión hogareña a la cual se vio impelida la mitad del planeta tierra, luego de los eventos de Wuhan. Todo encierro para ser exitoso se mide por sus resultados. Entre los más destacados se encuentran: engordar 9 kilos mínimo; perder el orden de los días de la semana, horas y hasta años; pelear con la esposa, esposo, hijos, sobrinos y electrodomésticos; desarrollo de capacidades telepáticas con plantas, mascotas, vecinas voluptuosas y buzos de pecera; inicio y conclusión de lectura de libros cuyas tramas se mezclan en la memoria y el fastidio; maratones de series, películas y telenovelas que están en el mismo sitio confuso donde están los cables enredados en el maletero. El encierro, si no lo fortaleció, por lo menos lo sacó tan distinto a usted, que ahora alguien tiene que presentárselo.

4.8 / 5. 4

Tu indignación es necesaria
Hazte Aliado